SABINAS, COAHUILA.- Pese a que el Gobierno Federal ha afirmado que no hay aumentos en los combustibles, sino que los incrementos se deben a la liberación de precios en las gasolinas y el gas LP, tanto las amas de casa y los comerciantes de la región han empezado a sufrir las consecuencias con el aumento de precios de alimentos y transporte.

Silvia Hernández Fermín, es propietaria del restaurante La Parroquia en el centro de la ciudad de Sabinas, manifestó que la afluencia de clientes tuvo una baja en este mes respecto al año pasado, aunque en dicho establecimiento se mantienen los precios.

Sin embargo, han tenido que sobrellevar el incremento en algunos alimentos y combustibles que utilizan empezando por la gasolina y el gas butano, la leche, el café mexicano y el que importan de los Estados Unidos, el chocolate, las frutas, verduras, huevo.

Aunque los impuestos municipales, estatales y federales que pagan son los mismos, siguen siendo una carga para las finanzas del negocio, el IVA, IETU, ISR, ISN, mas los aguinaldos que pagaron en diciembre pasado.

Con toda esta situación, el restaurante marcha y continúa generando empleos y proporcionando el mismo servicio aún cuando las ventas han estado bajas.

Respecto a los servicios como agua potable y energía eléctrica aún no puede decir si aumentaron porque todavía no llegan los recibos.

Comentó Silvia Hernández que están afiliados a la Canaco y pagan sus cuotas, sin embargo, dijo que le gustaría que hubiera una unión de restauranteros en donde pudieran exponer algunos puntos que les importan, entre estos como que hay algunos comercios que sin pagar ningún impuesto, servicio o local venden comida, por ese motivo ofrecen precios más bajos, lo ideal sería que todos los restaurantes se unieran.

María Rosalba Terrazas, es una de las comerciantes que venden taquitos en la vía pública en un puestecito, en cuanto a los aumentos dijo que todo está más caro como el precio del tomate en 28 pesos, la papa también en 28 pesos, el huevo esta en 55 pesos el cartón con 30, la leche en 16 pesos, todo ha aumentado de dos a cinco pesos.

“Tiene uno que andar cazando ofertas para poder ahorrar, la fruta y la verdura ni se diga, yo no sé cómo dicen en las campañas de buena alimentación que uno consuma frutas y verduras si están por las nubes”, dijo.

Esto, además de los sueldos miserables que se ofrecen en la región, manifestó, “yo no sé cómo le hace un padre de familia para poder alimentar a su familia, aunque la tortilla todavía no aumenta el pasaje sí aumentó a nueve pesos”.

Se refirió al gas y mostró un tanque de nueve kilos, dijo que a principios del año pasado lo llenaba con 130 pesos, ahora tiene que pagar 200.

“De la carne y el pollo no se diga están carísimos, también el aceite comestible tiene uno que comprar de los más baratitos aunque no le cuiden el corazón, porque esos cuestan 28 pesos”.

Gerardo Peña conduce un taxi, manifestó que a pesar del incremento en las gasolinas ellos continúan ofreciendo la misma tarifa, incluso el alcalde anterior Lenin Flores quiso que la redujeran pero ellos no se dejaron.

Él utiliza gasolina Premium que ya la compra a 18.60 el litro, dijo que consume esta gasolina porque rinde un poco más, la magna está a 17.40 y sigue subiendo.

Todo subió, gas, huevo, leche, frutas, verduras”

María Rosalba Terrazas.

REALIZA REUNIÓN CANACO PARA ENFRENTAR CRISIS

Jalil Mussa Aguirre, titular actual de la Cámara de Comercio de Sabinas, manifestó que el martes esta cámara realizó una reunión informativa con los socios, con el fin de tomar medidas que hagan frente a la crisis ocasionada por la cascada de aumentos de precios que se vino con el incremento a los combustibles.

También tocaron el punto de que se dirigirán a las autoridades para solicitar a Fomento Económico Municipal, se haga algo para que se restablezca la producción de carbón, porque aunque ya empezaron a recibirles pedidos en la Comisión Federal de Electricidad, se ha reflejado muy poco en la economía de la región y no ha habido derrama económica.

Destacó la importancia de la necesidad de que se diversifique la economía en la región, ya que las pocas empresas que hay poco beneficio logran, es cuando nos preguntamos en dónde están las mejoras de la Reforma Fiscal que tanto pregonó el Gobierno Federal.

Actualmente, los 200 socios con que cuenta la Canaco van a soportar la carga impositiva, con la nueva facturación 3.3, la SHCP pone una clave para cada producto, esto además de los pagos de IVA, IETU, ISR, licencias municipales muy altas para alcoholes, uso de suelo y Protección Civil, demasiado para una empresa pequeña.

En cuanto a Canaco Nacional dijo la institución local ha cubierto todas las cuotas, sin embargo, no ven los beneficios de arriba hacia abajo, pues se quedan en las delegaciones estatales.