Arrasa al Bayern

Cristiano Ronaldo metió al Real Madrid en la siguiente ronda de la Champions, tras vencer 4-2 (6-3 global) al Bayern Múnich

MADRID, España.- Cristiano Ronaldo arrasó con el Bayern Múnich, aunque el árbitro húngaro Viktor Kassai le robó algunos reflectores. Luego del triunfo del Real Madrid por marcador de 4-2 (6-3 global) los comentarios se dividieron entre los elogios al astro portugués (autor de cinco de los seis goles de la serie) y las críticas al silbante por su terrible noche en el Santiago Bernabéu.
Ronaldo se apuntó un hat-trick, dos de los goles en tiempo extra, para guiar al cuadro blanco a su séptima Semifinal consecutiva en Champions y, de paso, llegar a la histórica cifra de 100 goles en la competencia.
El árbitro colaboró, por su parte, con varias decisiones erróneas, la peor de ellas el gol validado a CR7 al 104’ pese a un claro fuera de lugar, un tanto que inclinó la balanza en la prórroga ya cuando el Múnich jugaba con 10 por la expulsión de Arturo Vidal.
En la noche que probablemente marcó el adiós de Xabi Alonso en Champions, el Bayern jugó como le exigían las circunstancias, en busca de esos dos goles que, por lo menos, forzaran al tiempo extra. Al 52’ el silbante marcó un polémico penal de Casemiro sobre Arjen Robben que hizo reaccionar a las redes sociales con el recuerdo del #NoEraPenal. Robert Lewandowski, quien superó su lesión, venció a Keylor Navas.
Después empezó el show de CR7, al anotar con un sólido cabezazo, al 75’, sin contar con que dos minutos después el héroe de otras batallas, Sergio Ramos, marcaría un inverosímil autogol que mandaría el duelo a la prórroga; poco después el cuadro alemán se quedó con 10 por la segunda amarilla al “Rey” Vidal, pese a que el jugador fue a la pelota y más allá de que en acciones anteriores mereciera la tarjeta.
Y ya en el tiempo extra, tras el tanto de Cristiano a pase de Ramos que incluso orilló a Carlo Ancelotti a soltarle irónicamente a Kassai un “buen trabajo”, el Bayern Múnich se desmoronó.
Marcelo hizo pedazos a tres jugadores al 109’ antes de contribuir a la leyenda de CR7 y sus 100 goles (en una acción que también pudo marcarse como fuera de lugar), minutos antes de que Marco Asensio pusiera el último clavo y al Madrid cada vez más cerca de la Duodécima.