Cierran escuela por miedo a desplome

Aseguran que no van a retirar los candados del portón en la primaria hasta que lleguen con los materiales para rehabilitar los techos que se están cayendo

Madres de familia se plantaron a las afueras de la Escuela Primaria Venustiano Carranza en protesta porque no han arreglado los techos de las aulas.

CUATRO CIÉNEGAS, COAH.- Por no cumplir con su palabra de arreglar los techos de las aulas que se están cayendo a pedazos, madres de familia de la escuela Venustiano Carranza cerraron el plantel e impidieron el pase del personal docente y alumnos hasta que la Secretaría de Educación Pública reconozca que el recinto en su totalidad está en pésimo estado.
Indignadas porque las autoridades educativas les jugaron el dedo en la boca, cuando pidieron que desocuparan el plantel y se llevaran a los niños a la escuela primaria Benito Juárez donde permanecieron por espacio de quince días, en tanto ellos se daban a la tarea de llevar a cabo las reparaciones, señalaron que definitivamente están muy molestas, porque pese a ver que los techos se están cayendo a pedazos y no solo de las aulas de segundo y cuarto grado, sino las de áreas administrativas, las autoridades educativas insisten en que los alumnos deben quedarse en el plantel.

La tierra, el carrizo, las termitas y los focos de infección aparecen a cada rato en las aulas.

De nada sirvió la presencia del Subdirector de Servicios Educativos Miguel Ángel Zúñiga en la Región Desierto; Juan Roberto Guerrero Reyes, Supervisor de la Zona Escolar 207 y el Jefe de Sector Héctor Alejandro Reyes Martínez, quienes a toda costa intentaban disuadir a las madres de familia de su intento de cerrar el plantel, pero no lo consiguieron por lo que los candados permanecerán en el portón hasta en tanto lleguen los trabajadores de la SEP con materiales en mano y que se pongan a trabajar en el arreglo de los techos que será cuando lleven a los niños a otro plantel.
Los techos ya no sirven, todos están mal pero es el resultado de la falta de mantenimiento que no se le dio y estas son las consecuencias, además queremos aclarar que si regresamos al plantel después de permanecer quince días en la escuela Benito Juárez fue porque nos dijeron que no había riesgo de que los techos se desplomaran, mas nunca nos dijeron que en ese tiempo parte del terrado se vino abajo y fue de otro salón del que menos se esperaba.

También puedes leer: ¡Matan a trailero!

Los directivos de la SEP intentaron disuadir a las madres de familia pero estas se negaron.

Y agregaron que el pendiente de los inspectores, jefe de sector y demás es porque ellos quieren aparentar que las cosas están bien pero que no lo harán a costa de sus hijos ya que los techos se están cayendo a pedazos, pero que sus hijos no van a acudir hasta en tanto las propias autoridades reconozcan que existe inseguridad dentro del plantel y que urge un arreglo.
Cabe mencionar que, además de los pedazos de techo podridos que tiene el plantel, abundan las termitas en todas las aulas, esto debido a que desde hace 73 años que se fundó nunca le dieron el mantenimiento debido y estas son las consecuencias.
“Nuestros hijos no van a entrar a la escuela hasta en tanto se arreglen los techos y los llevaremos a otra cuando veamos que los trabajadores con el material en mano comiencen las labores de reparación”, sentenciaron las madres de familia, quienes permanecieron con pancartas en mano en señal de protesta a las afueras del plantel.
Entre las madres de familia que se encontraban en el plantón se cuentan a Juanita Almaguer, Blanca Rosales, Belinda Lizárraga, Aurelia Montoya, María Concepción Cobas Rodríguez, Karla Aguirre, Diana Chacón, Maricela Martínez, Perla Rubio, Mayra Almaguer Perla Rubio, Ana López, Alicia Alvarado entre otras, la lista suman más de cien firmas.

“Hasta que veamos a los trabajadores y el material para arreglar los techos llevaremos a nuestros hijos a otra escuela, en tanto no tendrán clases”, sentenciaron las madres de familia.