Hasta el momento no existe denuncia formal contra los agentes del Ministerio Público de la Fiscalía General del Estado, solo “señalamientos” por eso fueron separados del cargo para que respondan por la supuesta extorsión.Al darse a conocer la suspensión del Agente del Ministerio Público, Sergio Camarillo, así como la investigación contra la Agente, Telma Juárez Martínez, dijo hay versiones de personas que aseguraron ser víctimas de estos funcionarios.  El Delegado de la FGE, Rodrigo Chaires Zamora, reiteró que no existe denuncia formal, solo “señalamientos” contra los agentes, por eso decidió suspenderlos.“Me tengo que mantener objetivo como representante de la delegación, se tomó la determinación de suspender a los agentes para que ellos puedan acreditar que los señalamientos en su contra no son ciertos”, recalcó el Delegado.Curándose en salud, Chaires Zamora dijo que en ocasiones los abogados de los detenidos piden dinero a sus clientes presuntamente para sobornar a los Agentes del Ministerio Público o agilizar los procesos, y este pudiera ser el caso.Indicó que los clientes se quedan con esa perspectiva, es por ello que denuncian que fueron los funcionarios de la Fiscalía quienes están incurriendo en actos de corrupción cuando los litigantes se quedan con el dinero.Dijo que hasta el momento no cuentan con denuncias en la dirección de Responsabilidades contra los agentes investigadores, pero tienen varias quejas contra abogados que incurrieron en esta omisión.“Los abogados no tienen forma de acreditar que los Ministerios Públicos les pidieron el dinero o se los entregaron, pero las personas si tienen forma de acreditar que se lo entregaron a los litigantes”, finalizó