“Dejó mi papá  una gran huella” Y es un orgullo que la gente se acuerde de él: Gladys

Siempre doy gracias a Dios por la dicha de haberlo tenido”, dijo.
PUBLICIDAD

San Buenaventura, Coah.-   A ocho años de ausencia, la alcaldesa de San Buenaventura Gladys Ayala  Flores comparte que el recuerdo de su padre Don José Abel Ayala le alegra cada día que amanece y dedica una oración por haber  dado inmensa felicidad a su vida.

Asegura que son incontables las enseñanzas que dejó.

En su pensamiento recuerda la gran ausencia que su partida dejó en sus vidas un 11 de Mayo del 2011, sin embargo muchas familias de Buenaventura, empresarios y ganaderos le recuerdan en sus visitas o reuniones las anécdotas de su padre, lo que le impulsa a caminar junto a sus hermanos  resaltando sus buenas obras.

«Siempre doy gracias a Dios por la dicha de haberlo tenido, desde  que llegué a la vida de Doña Juanita y Don Abel me llenaron de mucho amor,  mi padre era un ser que aparecía para aplaudir mis logros, desde mis primeros pasos, andar en bicicleta, o cuando me enseñó montar a caballo  fue muy motivante para él por su amor al campo y la ganadería, mismo sentimiento que nos enseñó y a la fecha seguimos de cerca ese gusto, disfrutando los hermosos años, momentos felices y ratos de alegría que nos brindó”.

“Don Abel  enseñaba la diferencia entre el bien y el mal, su figura imponía el respeto, lealtad y amor”, comentó.

Son incontables las enseñanzas que nos dio, siempre correspondimos a su inmenso amor porque cada momento era una experiencia que dejaba aprendizajes.

Nos  enseñaba la diferencia entre el bien y el mal, su figura imponía el respeto, lealtad y amor al padre que demuestra autoridad y amor al mismo tiempo,  fue mi mejor consejero, por ello seguiremos fuertes como nos enseñó, unidos como la gran familia que formó y estoy segura que el día del reencuentro nos estará esperando con los brazos abiertos y su sonrisa que diariamente recuerdo.

“Mi padre era un ser que aparecía para aplaudir mis logros”, indicó.

Así se expresó la Alcaldesa Gladys Ayala Flores de su amado padre Don José Abel Ayala a quien considera el  Ángel que la protege y guía.

Deseando a todas las familias de San Buenaventura disfruten este Día del Padre, el que está a su lado para hacerle saber el gran valor que representa para los hijos y el ausente recordarlo para que permanezca por siempre en el corazón de su descendencia.