El coraje moral del Tricolor fue lo más destacable para Juan Carlos Osorio en el 2-2 contra Portugal. México compitió en todo momento contra el campeón de Europa. Es más, el técnico que hace justo un año salió a la conferencia de prensa a ofrecer disculpas por la masacre deportiva en Santa Clara, ayer abandonó la Arena Kazán con la sensación de que el Tri pudo llevarse el botín completo.