Destroza automóvil prestado

El conductor y su acompañante escaparon antes de la llegada de la Policía

El auto acabó sobre el camellón.
PUBLICIDAD

Un impresionante accidente fue el que se registró la madrugada de ayer sobre el bulevar Harold R. Pape, donde el conductor de un vehículo sobrevivió de milagro tras estrellar un automóvil contra los muros de contención del puente ubicado sobre la calle Zaragoza. Trascendió que el vehículo había sido prestado al conductor, quien junto con su acompañante, escapó del lugar antes de la llegada de la Policía.

El propietario del auto aseguró que lo había prestado a un conocido.

Eran cerca de las 04:00 horas de ayer cuando elementos de la Policía Municipal escucharon un fuerte estruendo mientras se encontraban al exterior de las oficinas públicas, siendo los elementos de Control de Accidentes, quienes se dirigieron al sitio para ver lo ocurrido.
Fue cuestión de minutos que el reporte del fuerte accidente ingresó a la base de operaciones, indicando que un automóvil había chocado contra el puente que cruza la calle Zaragoza y la calle Rafael de la Fuente, a unos cuantos metros de una agencia automotriz.

El Cruze terminó sin motor.

Al llegar al sitio, los oficiales encontraron un automóvil Chevrolet Cruze, de color gris, sobre el camellón lateral derecho, completamente destrozado, luego de haberse impactado, según las diligencias de los agentes contra las llamadas “ballenas”, y posteriormente contra el barandal del costado izquierdo para rematar trepándose al camellón.

Milagrosamente, el conductor y su acompañante lograron salir aparentemente ilesos del vehículo, mientras que minutos después Daniel Varela Zamarrón, llegó al lugar alegando ser el dueño del Cruze.

Otra nota: ¿Amor fugaz? Christian Nodal borra rastro de Belinda en Instagram

Daniel Varela indicó que prestó su auto a un amigo para que llevara a una joven a su casa, dándose cuenta del accidente mediante las redes sociales. Así mismo aseguró desconocer el paradero del conductor y su acompañante.
Tras lo anterior autoridades procedieron a tomar conocimiento y evaluar los daños mientras que una grúa trataba de acomodar las ballenas que resultaron dañadas y remolcaban lo que quedó del vehículo a un corralón.