La Volpe se juega gran parte de su futuro el próximo sábado

América no ha tenido un buen comienzo en el Clausura 2017 y se ha sumido en lo que muchos llamarían una crisis, debido a la falta de resultados y principalmente por la forma en que juega el equipo, poniendo como principal culpable a Ricardo La Volpe.

El próximo sábado, el club de Coapa tiene un compromiso crucial de cara a sus aspiraciones de liguilla. Enfrentará a las Chivas de Guadalajara, que a diferencia de las Águilas, han arrancado con pie derecho y se enfrentarán en el Clásico Nacional con panoramas totalmente distintos.

Al respecto, el capitán del América, Oribe Peralta descartó sentir presión extra, pero aceptó que La Volpe depende de ellos para mantener su trabajo.

“Para nosotros no es una presión extra, sino una oportunidad de salir adelante, sabemos que la continuidad del técnico está en duda por la situación del equipo, pero trataremos de respaldarlo en la cancha para ganar el partido y quedarnos con los tres puntos”

Parece que los jugadores azulcremas están a morir con su entrenador y así lo han manifestado en diversas ocasiones.

Paolo Goltz aseguró que el sábado buscarán ganar por el grupo, pero también por Ricardo La Volpe.

“Creo que las críticas son para todos, para todo el equipo, por el arranque que no es el que esperábamos. Lo que tenemos que hacer es por el grupo y por Ricardo (La Volpe) también, él es la cabeza del grupo, pero creo que el equipo está muy unido y va a conseguir un buen resultado”, sentenció.

Con información de Medio Tiempo.