NADADORES COAH.-Ante el anuncio de que el alcalde Ismael Aguirre dejará una gran cantidad de deudas, el alcalde electo Abraham Segundo González dijo que por el momento solo son rumores los que le llegan, pero el hecho de que no le hayan permitido a los integrantes de su comisión a entrar a algunas áreas significa que algo anda mal.

Dijo que en repetidas ocasiones ha insistido en hablar con el Edil pero este se niega alegando muchas cosas, pero que él continuará pidiendo audiencia hasta que se la concedan.

No tenemos acceso a tesorería y eso nos impide conocer qué está pasando, además queremos que con anticipación nos den a conocer el estado actual de las finanzas para no tener problemas posteriores, dijo el entrevistado.

Agregó que el hecho de que la declaración del alcalde Ismael Aguirre sea contundente en el sentido de que no hay dinero pero si muchas deudas, obliga a su equipo de trabajo a comenzar con los planes en relación a la contratación de personal, de fusión de departamentos, es decir que un solo funcionario desempeñe varias carteras, pero todo con la intención de no descuidar cada una de las áreas que se tienen.

Cuestionado en cuanto al monto de la deuda que le heredarán y a cuánto asciende el pago a los proveedores, dijo que no sabe pese a que ha insistido que le digan con el fin de tomar medidas precautorias, pero por el momento eso no es posible.

Voy a enfrentar un reto de los grandes, a la vez cumplir y hacer efectivos los compromisos de campaña, pues la intención que tenemos es la de trabajar desde el primer día de la administración”.

Tendré que enfrentar las deudas que deje la administración panista de Ismael Aguirre”

Abraham Segundo González
Alcalde electo