????????????????????????????????????

Una vez más delincuentes se salieron con la suya, esta vez lograron la extorsión telefónica a un restaurante, amenazando por teléfono al gerente y sus empleados.
Cuando la víctima contestó el teléfono, le dijeron que eran integrantes de un peligroso cártel del crimen organizado, y si no seguía sus peticiones depositando una fuerte suma de dinero, acudirían al establecimiento para secuestrarlo junto con sus empleados.
Los hechos ocurrieron en el restaurante Tuétanos, ubicado en el bulevar Harold R. Pape y la calle Tamaulipas, en la colonia Los Pinos, frente a una conocida plaza comercial de la zona dorada.
Víctor Ramírez Ávila, gerente del negocio, cayó en el juego de los estafadores, trascendió que por temor acudió a una tienda de conveniencia, e hizo un depósito de cuatro mil ochocientos nueve pesos, a la cuenta del extorsionador.
A pesar de haber entregado el dinero y seguir al pie de la letra las órdenes de los hampones, los meseros del restaurante “Tuétanos” y su jefe inmediato entraron en pánico, y reportaron que un grupo de sicarios iría a secuestrarlos.
La alerta emitida por el Sistema Estatal de Emergencias, activó el Código Rojo, por lo que al lugar llegaron elementos de todas las corporaciones policíacas, entre oficiales de la Policía Municipal agentes de la Policía Investigadora del Estado y GATEM.
Asimismo, los detectives de la Procuraduría General de Justicia del Estado indagaron en el registro del teléfono donde presuntamente ingresó la llamada de extorsión, sin encontrar el número de donde presuntamente se comunicaron los criminales, haciendo más misterioso el caso.
Por su parte, la autoridad correspondiente se encargó de orientar a los afectados y exhortó para que siempre se denuncien este tipo de llamadas y hagan caso omiso de las exigencias de los delincuentes.