Fingió estafadora muerte de su hija

Abusando de la bondad de personas, pedía dinero para sepultarla

La mujer se aprovechó de la bondad, inventó que su hija había muerto y no tenía para el funeral.
PUBLICIDAD

Con el argumento de que su hija se había muerto y no tenía para sepultarla, una mujer abusó de la bondad “El Paisano” Arturo Hernández benefactor de la Fundación RIAA, un hombre monclovense que radica en Estados Unidos y que en los últimos meses ha apoyado de corazón a decenas de personas necesitadas.

Actuó por inercia pues escuchar llorar a la mujer le hizo depositarle más de 10 mil pesos sin saber que todo se trataban de mentiras, una estafa que finalmente la mujer reconoció pues con anterioridad la estuvo apoyando con el argumento de que su hija estaba enferma, para después inventar su muerte y no contar con el recurso para sepultarla.
Lo anterior lo dio a conocer Diana Salazar, Presidenta de la Fundación Rehabilitación Integral Para Adolescentes y Adultos, quien dijo que es lamentable que haya gente que se aproveche de las buenas personas que lo único que hacen es ayudar incondicionalmente.

La mujer de nombre Claudia N del municipio de San Buenaventura se aprovechó de esto, Diana Salazar investigó la situación y todo resultó ser un fraude, los abogados de la fundación ya se encuentran trabajando en este caso tan lamentable, pues que una mujer invente que su hija murió rebasa cualquier situación.

Al principio la mujer pidió que no quería contacto con ninguna fundación porque tenía familiares a los que no quería informar de la muerte de su hija, pero todo era mentira, ella solo se aprovechaba.

Por cuestiones legales no se da a conocer el nombre de la mujer, pero si es necesario recuperar el dinero y entregarlo a gente que realmente tenga una necesidad donde esté de por medio la salud.

Por situaciones como esta, es que el paisano no estará apoyando a más gente, dijo que le dará pena dejar las peticiones que le llegan sin verlas, él seguirá apoyando siempre, a pesar de esta situación, pero todas esas peticiones deben ser a través de Diana Salazar.