La Policía Federal (PF), el Ejército y la Procuraduría Estatal de Guanajuato localizaron un tanque con 27 mil litros de combustible robado, enterrado en un predio baldío de Guanajuato.

Como parte de las labores que comprende el Operativo de Fuerza de Reacción Inmediata (FRIM), elementos de la Divisiones de Seguridad Regional y Gendarmería y militares hallaron un terreno baldío, presuntamente, usado para cargar y descargar hidrocarburo de dudosa procedencia.

Agentes federales y estatales detectaron montículos y una válvula de carga de combustible en el terreno, por lo que excavaron y descubrieron el tanque que desprendía un fuerte olor a combustible.

Tras varias horas de labores, con una grúa y un tractor, fue extraído del subsuelo la cisterna, que contenía alrededor de 27 mil litros de hidrocarburo ilegal.

El material fue puesto a disposición de la Agencia del Ministerio Público, a fin de continuar con las investigaciones pertinentes, en tanto, el predio quedó bajo resguardo de las autoridades locales.

Excélsior