Hombre RESUCITA en la morgue; justo comenzaban a embalsamarlo

Le estaban haciendo una INCISIÓN en la pierna, el sujeto ABRIÓ LOS OJOS y comenzó a moverse sacándoles un gran susto a los encargados

PUBLICIDAD

Un ciudadano al que los especialistas declararon como muerto, “resucitó” en la morgue cuando un médico comenzaba el proceso para embalsamarlo. El hecho causó tanta impresión a los encargados como a la familia del individuo y la noticia se regó rápidamente.

Resulta que Peter Kigen, de 32 años, sufría problemas crónicos de salud y un día se desmayó en su casa e inmediatamente fue trasladado por su hermano a un hospital. Allí fue atendido y declarado muerto.

“Una enfermera me dijo que había fallecido mucho antes de que llegáramos al hospital”, contó el hermano.

Más tarde, el “fallecido” fue trasladado a la morgue, donde su cuerpo iba a ser embalsamado.

Cuando uno de los doctores encargados del proceso realizó una incisión en una pierna, este abrió los ojos y empezó a moverse, dejando estupefactos a los empleados del lugar.

“Ni siquiera sabía dónde estaba cuando recuperé la conciencia, pero le agradezco a Dios por salvarme. Le voy a servir por el resto de mi vida”, confesó posteriormente Kigen.

Posteriormente, los médicos de inmediato trasladaron al hombre a un hospital en donde tras 3 horas, los médicos lograron estabilizarlo.

Después del acontecimiento, uno de los médicos del hospital, Gilbert Cheruiyot, culpó por el incidente a los familiares de Kigen, que según sus palabras, pidieron retirar el cuerpo del hospital lo más rápido posible sin recibir el certificado de defunción.