Homenaje a un grande del beisbol, Ronnie Camacho

El mítico Ronnie Camacho no es olvidado en la pelota mexicana

Ronaldo “Ronnie” Camacho.
PUBLICIDAD

La Liga Mexicana de Beisbol ha tenido grandes jugadores a lo largo de la historia, pero pocos siguen siendo recordados hasta el día de hoy, dentro del marco de los 90 años de la LMB destacan a uno de los grandes y que marcó pauta por su gran poder al bate.
Ronnie Camacho jugó muchos años en la LMB así como en la LMP. Fueron una buena cantidad de años y desde su retiro de cualquier actividad en el beisbol, se ha pasado todo el tiempo en su tierra Sonora. En su domicilio y lugar de nacimiento, Empalme, así como en otras actividades en Cananea, Sonora. Ahí se ha mantenido cosechando amistades.

Es el mejor primera base de todos los tiempos.

El pelotero y mítico Ronnie Camacho brilló en la Liga Mexicana del Beisbol, sus hazañas dentro del diamante de juego le hicieron quedarse como uno de los grandes, su primer éxito fue el haber sido el primer toletero en conectar 300 jonrones en la historia de LMB, además también fue el Jugador Más Valioso en la temporada 1963 donde conquistó el campeonato con los Pericos de Puebla es el líder fildeador de la primera base y de por vida en la LMB.

En esa temporada Ronaldo “Ronnie” Camacho fue campeón en carreras producidas con 108 y además supero la marca del Cubano Aldo Salvent impuesta en 1960, dejando una nueva marca el Ronnie de 39 vuela cercas que más delante sería superado.
No solo destacó en la LMB, sino también sigue teniendo el récord de más cuadrangulares en la LMP con 27, siendo esta hazaña lograda en la temporada 1963-1964 con los desaparecidos Rieleros de Empalme, no solo destacó como pelotero, sino en su etapa como mánager logró ser campeón con los Venados de Mazatlán en la temporada 1973-1974 y participó en la primera serie del Caribe que se celebró en México, con sede en Hermosillo, Sonora.

Fue el primer pelotero en conectar 300 jonrones en LMB.

Ronnie Camacho perteneció al único infield completo que todos los que ganaron el campeonato de 1963 en la LMB pertenecen al Salón de la Fama: Ronnie en la primera base, Moi Camacho en la segunda, Jorge Fitch en el short stop y José “Zacatillo” Guerrero en la tercera base. Se puede completar agregando a Rudy Sandoval que era el catcher titular y al pitcher estelar que era el inolvidable Miguel Sotelo.

Un bateador que temporadas seguidas de 20, 23, 10, 12, 25, 39, 35 y 25 jonrones por señalar una parte de su carrera, sin duda alguna que tiene que ser alguien que deja huella para la gran afición del beisbol mexicano. Como le sucedió a Ronnie también durante su larga carrera en la LMP.