Aún falta mucho para desarrollar la tecnología necesaria para que funcionen de forma ideal.

Michael Abrash, científico en jefe de Oculus, se ha encargado dejar en claro durante la Conferencia para desarrolladores F8 de Facebook que a la tecnología de Realidad Aumentada le queda un camino muy largo para recorrer.

Después de escuchar todos los avances en investigación por parte de varios equipos de la compañía durante el segundo y último día del evento este miércoles, Abrash aseguró que tardarán al menos cinco años en crear gafas de Realidad Aumentada que funcionen idealmente.

De hecho podrían tardar hasta 10 años o más en desarrollar las tecnologías necesarias para este propósito, que incluye los sectores de audio, interacción, visión computarizada, Inteligencia Artificial, diseño de sistemas y experiencia del usuario, así como la interacción entre la óptica y las pantallas.

Según Abrash, esta tecnología esta en la misma etapa que estaba el cómputo en 1971, lo que quiere decir que aún es demasiado primitiva para los fines en los que se espera utilizar.

Estas declaraciones desinflaron un poco la motivación de los asistentes a la conferencia, que previamente habían escuchado del mismo Mark Zuckerberg que la cámara de Facebook se convertiría en la próxima plataforma de Realidad Aumentada.