Luis Falcón, un talento monclovense

‘Para mí el Teatro es hablar en voz alta’

PUBLICIDAD

Luis Falcón es un actor monclovense que ha vivido en diferentes partes de México por la constante gira de sus obras, en días pasados estuvo en la ciudad para impartir el taller: Reír es cosa seria. Es el fundador de dos grupos de teatro y dedica su vida por completo a ello. En esta entrevista habla sobre sus primeras obras de teatro a los 5 años, sobre las dificultades a las que se enfrentado y lo que significa el teatro y el arte en general para su vida.

Así nace Luis Falcón
Empecé haciendo teatro a los 5 años aquí en Monclova, en el Museo Biblioteca Pape. Daban clases de teatro y a mí siempre me gustó la representación, mis juegos siempre tuvieron que ver con establecer situaciones; si jugaba al doctor: ponía la ambulancia, el quirófano y las inyecciones eran plumas. Siempre fui muy inventivo, creativo, curioso, me gustaba disfrazarme, todo eso que tiene que ver con la representación teatral, y por eso entré a esos talleres. A esa edad yo no sabía leer, estaba pasando de kinder a primaria, y me aceptaron con la condición de que tenía que aprenderme los textos. Así fue como empecé, haciendo teatro para niños: pastorela, cuentos. Conforme fui creciendo nunca paré la cuestión teatral.

Me gustaba mucho también la música: tocaba batería, piano, también la pintura, lo artístico siempre estuvo ahí. Sin embargo, el teatro es lo que sí me calaba en los huesos. Ya más grande entré a un taller para jóvenes y descubrí un teatro más disciplinario, claro que en el teatro siempre se juega, pero este era un teatro como se hace: con calentamientos con el cuerpo, concentración, muchos ejercicios para derivarlos en la escena. Cuando descubro la parte del teatro formal me doy cuenta que es esto lo que quiero hacer. Me fui a Saltillo a estudiar la prepa a los 14 años, quería salir de Monclova. Me fui huyendo y ahí estuve haciendo teatro. Siempre lo artístico fue mi fuerte.

Cuando descubro la parte del teatro formal me doy cuenta que es esto lo que quiero hacer toda mi vida.

Luis nómada
Soy de Monclova pero me he ido muchas veces, así es mi vida, es un ir y venir. Me estoy moviendo mucho por el trabajo, más que por otra cosa. No es que esté buscando trabajo, sino donde me sienta a gusto, o donde me hablen, evidentemente hay más trabajo en la Ciudad de México o en toda la zona Centro del país, pero me gusta estar en el Norte donde hay menos posibilidades para el arte, pero viajo mucho, al interior del país. Hago bastantes giras al año, he recorrido bastantes estados, pero mi residencia siempre está en el Norte.

Luis artista
Mis dos familias tienen mucha cola que les pisen en lo artístico, pero yo nunca lo supe, nunca fue un referente. De lado paterno tengo tíos escritores, pintores, escultores y del lado materno tengo actores, bailarines, bailarinas famosos, pintoras. Ha habido siempre mucho pero nunca he convivido con ellos, mi círculo inmediato siempre fue de ingenieros, pero sí tiene que ver mucho ahí, por ejemplo, mi mamá tocaba piano, por eso siempre me apoyó cuando era niño.

Claro que como el arte siempre ha sido muy devaluado, llegó un punto en el que mi mamá estuvo en contra y luego vinieron algunos problemas familiares, entonces ya no me pude ir a estudiar a Monterrey, artes escénicas, que era lo que tenía planeado. Me quedé en Monclova para apoyar a mi familia, fue una etapa muy difícil para mí, y entonces me metí a estudiar psicología, enfocado en la clínica.

En ese inter continué haciendo teatro ya un poco más semi-profesional con grupos de aquí de Monclova, como carreta de locos, y algunos otros. Luego hice un intercambio con la UNAM a la Ciudad de México, y pude tomar algunas clases de oyente en Literatura Dramática y Teatro, así que estudié a la par psicología y Teatro. Terminé de formarme profesionalmente en teatro. Así que cuando regresé a Saltillo empecé a hacer teatro más profesional. Fundé la primera compañía de teatro que es La Desfachatez, que es una compañía Cabaré, y en el 2015 fundé la otra compañía que es la de teatro serio, más convencional y experimental que se llama: Diáspora Teatro. Con estas dos compañías he estado trabajando estos últimos años, viajando para todos lados, tengo algunos espectáculos de repertorio que me permiten moverme para todas partes. Actualmente sólo me dedico a hacer teatro, sigo ejerciendo la psicología, tengo mis pacientes pero realmente de lo que vivo es del Teatro.

Mis espectáculos se basan mucho en la improvisación, creo que además de ser un recurso elemental para el teatro es un recurso esencial para la vida.

Luis actor y director
En dramaturgia apenas estoy empezando, nunca he tomado talleres ni me he formado como dramaturgo, sé que soy bueno escribiendo, porque me gusta mucho leer, y yo creo que esas son habilidades.

Hace poco se presentó un fragmento de una obra mía, se eligieron ciertos textos de ese taller para publicarse y después vamos a dirigir esos textos y producirlos. Entonces, en realidad mi primera obra ya está escrita, se llama La inmolación de las mariposas, y la acabo de escribir. Soy más actor que dramaturgo y más director que actor.

¿Qué tipo de teatro haces?
Hago de todo, pero con la primera compañía hago teatro cabaré, es teatro para espectáculos de bares, restaurantes. También hago teatro que tenga humor crítico, sátira, que inciden políticamente pero con humor y el otro teatro que hago es convencional, de pieza, experimental, algunas veces. Y dentro de las cosas que tenemos planeadas para este año es Teatro para niños, no es mi fuerte, pero la compañía tiene la virtud de poder acoger a otros directores y actores que tengan esa solvencia de conocimiento. Lo que la compañía hace es arropar y producir.

 

Lo que queremos los artistas es trabajar, pero el arte no es solo por trabajo, el arte es para darlo. No se trata de generar artistas, yo creo que el arte genera individuos capaces de pensar y de apreciar.

Taller: Reír es cosa seria
Es un taller que surge del trabajo en el cabaret, de darles herramientas a los participantes para que generen comedia, que tengan recursos para la comicidad, recursos para abordar el humor, a través de distintos ejercicios, ópticas. Por ejemplo, vemos a lo largo del taller comedia del arte que es la comedia italiana.

Algunos recursos del Stand Up Comedy, de la carpa mexicana, sin que sea un curso histórico, sólo usando técnicas que se pongan en juego para generar un proyecto o un producto humorístico. Mis espectáculos se basan mucho en la improvisación, creo que además de ser un recurso elemental para el teatro es un recurso esencial para la vida, saber salir de los problemas, eso tiene que ver con el cabaré incluso.

Pasa el tiempo y pasan los años y voy entendiendo la vida a través del teatro.

Monclova y el Teatro
Creo que realmente la gente se interesa por el Teatro y el Arte, pero lamento mucho la difusión y promoción que se hace, es muy pobre. Sin embargo, hace falta que promuevan.

A la gente le gusta el arte, le gusta el Teatro, cuando hemos presentado obras se llena, cuando es gratis. Pero yo creo que se nos está haciendo costumbre como ciudadanos monclovenses, no pedir más, no solicitar más espacios, lugares para el arte y gente capacitada.

Te esperas a que haya una buena obra al año y es como la lluvia durante la sequía, cae a cuenta gotas, pero la gente no exige, no estamos exigiendo. Y el arte es bien importante para el tejido social, para reconstruirnos como personas, para comunicarnos, encontrarnos con la belleza, en ningún otro lado ves belleza más que en el arte y la naturaleza.

El arte imita la naturaleza. Se nos está haciendo costumbre una cultura de la incultura. Viene una obra de arte de Televisa y la gente cree que eso es arte, y cuando ven otra cosa, que te invita más a pensar o reflexionar, no lo entienden y creen que es aburrido o piensan que es para gente rica, y es una competencia entre lo comercial y lo artístico.

Lo que queremos los artistas es trabajar, pero el arte no es sólo por trabajo, el arte es para darlo. Y si alguien no lo pide, si no lo necesitan o creen que no lo necesitan, es muy difícil. No se trata de generar artistas, yo creo que el arte genera personas, individuos que sienten que piensan que son capaces de apreciar, de abrazar, lo que todas las asignaturas no te dan.
Gracias, Luis.