Marina de Tavira dedica Ariel a las mujeres que enfrentan solas la maternidad

PUBLICIDAD

La actriz dedicó la estatuilla a las mujeres que enfrentan solas la maternidad.

La paternidad ausente y los efectos en el desarrollo de la sociedad de la masculinidad tóxica se hicieron presentes en la entrega 61 de los premios Ariel -que otorga La Academia Mexicana de Artes y Ciencias Cinematográficas a lo mejor del cine hecho en México-, en voz de Marina de Tavira.

Al recibir la estatuilla en la categoría Mejor Coactuación Femenina por su participación en «Roma», la actriz reconoció a aquellas mujeres que enfrentan solas la maternidad y se pronunció por la creación de espacios donde los niños no se sientan obligados a asumir conductas de violencia o estereotipos que afirmen su masculinidad.

Como parte del lanzamiento de #YaEsHora, un colectivo de guionistas, directoras, sonidistas, asistentes de dirección, maquillistas, actrices, criticas, estudiantes y promotoras, entre otras mujeres que participan en la cadena productiva de la producción cinematográfica, De Tavira portó un pañuelo rojo en la muñeca.

Marina de Tavira, nominada al Óscar, compartió el escenario con otras actrices mexicanas reconocidas por la academia estadounidense como Adriana Barraza y Yalitza Aparicio.

«Roma», dirigida por Alfonso Cuarón, obtuvo 10 estatuillas del Ariel, incluidas las categorías Mejor Director y Mejor Película. El director no pudo asistir a la ceremonia por motivos familiares, informó en un mensaje transmitido en la Cineteca Nacional.

Con información de Notimex