¡Paran MICARE!.

Solo se mantendrán actividades esenciales, el resto de mineros a sus casas

PUBLICIDAD

Alrededor de 800 trabajadores de la Unidad MICARE fueron enviados a casa hasta nuevo aviso, debido a que no están extrayendo carbón en estos momentos, tras la cancelación de contrato de la CFE y señalan que es necesaria la intervención del Gobierno Federal, antes de que se apliquen otras medidas.

Ismael Leija Escalante, Secretario General del Sindicato Nacional Democrático informó que el día de ayer se notificó a los trabajadores sobre la medida que aplicará la empresa, ante la caída en la producción.

Señaló que únicamente se mantendrá una cuadrilla de 70 trabajadores de conservación de minas, y el resto se irán a casa, otorgándoles su pago semanal, como parte del acuerdo que se realizó con el sindicato.

Indicó que los trabajadores no se verán afectados en sus percepciones, sin embargo ya no se presentarán a la empresa hasta que se solucione la situación que se tiene con la CFE y se reactiven las compras.

Durante la última semana se paralizó la producción de MICARE, ya que al cancelarse el contrato no había demanda de carbón por lo que dejaron de extraerlo, lo que impactó en el bono y tiempo extra.

El representante sindical señaló que es necesario que el Gobierno Federal voltee a ver a la carbonífera y atienda esta situación lo antes posible, ya que ya se comienza a ver el daño a la economía familiar.

Ismael Leija Escalante, señaló que es urgente la intervención del Gobierno Federal.

Sin embargo, hasta el momento no se ha tenido una respuesta positiva de la federación al reclamo que hacen los trabajadores, esto a una semana de que se llevara a cabo el bloqueo de la Carretera 57.

Al contrario, la CFE actuó el pasado martes suspendiendo el servicio de energía eléctrica a MICARE y MINOSA, que tuvieron que suspender su actividad debido a la interrupción del servicio, en lugar de buscar un dialogo.

Leija Escalante, mencionó que la situación en la carbonífera es crítica, y se requiere que se atienda de forma inmediata, a fin de conservar las fuentes de empleo y evitar que se dé de baja al personal.