CIUDAD DE MÉXICO

Yura Min, patinadora artística surcoreana, tuvo un singular debut en los Juegos Olímpicos Invernales de Pyeongchang 2018, ya que además de ejecutar su rutina acompañada de Alexander Gamelin al ritmo del tema ‘Despacito’, tuvo un percance con su blusa que estuvo a punto de salirse de su sitio.

Cuando apenas llevaba cinco segundos de iniciada su rutina, la blusa de la competidora de 22 años de desabrochó desde la espalda, por lo que la misma patinadora confesó que toda la presentación sintió mucha desconfianza.