Entregan a infantes, juguetes didácticos a cambio de réplicas de armas

Cd. Acuña, Coah. -Las campañas “Intercambio por la Paz” y “Juguemos sin Violencia”, fueron relanzadas este viernes al público, buscando generar concientización para retirar las armas de fuego y artefactos de uso bélico; tanto reales como réplicas que pudieran ser utilizadas y afectar a la sociedad.

En la explanada de la Macro Plaza, autoridades de los tres niveles de gobierno, encabezadas por el Ejército Mexicano pusieron en marcha ambas modalidades de canje de armas, y en el mismo acto se recibieron un revolver y réplicas, canjeadas a ciudadanos por dinero en efectivo, así como juguetes didácticos, respectivamente.

De los principales beneficios es traer la paz y la armonía al interior de las familias, este último factor indispensable para la paz en la sociedad, dijo el comandante de la Guarnición Militar de la Plaza, Pablo Alberto Lechuga Orta, quien habló a nombre del Ejército Mexicano, al exhortar a acudir a los módulos que se colocarán de forma permanente al exterior de la presidencia, reiterando que habrá respeto absoluto para los ciudadanos que acudan y soliciten participar en el canje.

Se dio a conocer durante el acto, que, con un acuerdo entre la presidencia municipal, y la iniciativa privada se puso a disposición de ambos programas, recursos económicos y los objetos que se entregarán a los menores.

Por parte del municipio asistieron el secretario del Ayuntamiento Felipe Basulto Corona; el teniente Regional del agrupamiento de proximidad social Fuerza Coahuila Alfonso Gerardo Salas Torres; el director de la Asociación de Maquiladoras Cuauhtémoc Hernández Castilla y el director de Seguridad Pública municipal Cruz Eliud Mercado Ramírez.

Con el programa “Intercambio por la Paz”, se contribuye con la meta nacional para lograr “Un México en paz” establecida en el Plan Nacional de Desarrollo, y que la sociedad en forma segura y discreta se libere de aquellos fusiles, granadas, pistolas y cartuchos de cualquier calibre, así como de cargadores que posean en los hogares.

Mientras que “Juguemos sin Violencia”, tiene como propósito el intercambio de juguetes bélicos por juguetes didácticos, y pretende que sean los propios padres de familia quienes inculquen en sus hijos el rechazo a la violencia y promuevan la paz al interior de sus hogares y de la misma sociedad.

Además, generar en la infancia y adolescencia una cultura de la prevención del delito y la disminución en los niveles de violencia.

Relanzan programas de canje de armas.