SAN BUENAVENTURA COAH.- Difícil de cumplir el reto de aplicar 3 mil 780 vacunas contra la Influenza porque la población se muestra renuente a recibirlas, señalaron los enfermeros de la clínica 10 del IMSS de esta localidad. Estos deben cumplir una meta de 80 a cien aplicaciones diarias de noviembre a marzo del 2018.

El trabajo de los brigadistas comienza a las ocho de la mañana, recorren las calles ofreciendo la vacuna, acuden a los planteles educativos de nivel medio superior pero los jóvenes se niegan a recibirla, esto incluye a los maestros, por lo tanto resulta difícil para los enfermeros cumplir la meta ante la negativa de la población.

Comentaron que muchas personas les dicen que no quieren la vacuna porque les hace una reacción muy mala que incluso los manda al hospital.

Ante esto, los enfermeros aclaran que en efecto esto sucedió al principio, hace más de once años cuando se detectaron los primeros casos de Influenza, pero fue porque la vacuna se hizo a la carrera buscando una solución a la enfermedad, sin embargo, todo cambió con el paso de los años cuando se le hicieron las modificaciones pertinentes”, dijeron.

Señalaron con el paso de los años la vacuna se ha ido renovando y eliminando antígenos pero siempre para beneficio de la población, eso es algo que les explican pero ni asi aceptan que se las pongan.

Tenemos qué aplicar la cantidad antes mencionada para el mes de marzo, pero ante la mentalidad de la gente redoblaremos los esfuerzos para que la acepten aunque tengamos que acudir casa por casa.