Se abre la frente

El borracho se negó a ser atendido por lo que fue llevado a las celdas preventivas

Con un fuerte golpe en la cabeza terminó Julio César Tobías, al pegarse con una banqueta.
PUBLICIDAD

Un borracho fue trasladado a la Comandancia Municipal la noche de ayer, luego de ser encontrado en las calles de la Zona Centro, con una herida en la cabeza, la cual se causó al caer presuntamente de su propia altura.

El herido fue identificado como Julio César Tobías Garza, de 47 años de edad, quien dijo vivir en la calle Paseo de las Carolinas de la colonia Miravalle.

Fue cuando elementos policiacos a bordo de la unidad 184 recorrían las calles del primer cuadro de la ciudad como rondín de vigilancia, cuando a la altura de la calle Ildefonso Fuentes y Cuauhtémoc, encontraron a Julio, sentado y con una herida en la cabeza.
Rápidamente, los uniformados procedieron a revisarlo descubriendo que presentaba un fuerte golpe en la frente, el cual dijo se había causado al caer contra la banqueta luego de tropezar con un escalón.

Puedes leer: Arma escándalo fuera de hotel

Trascendió que Julio César se negó a ser atendido por los paramédicos por lo que fue llevado a la Comandancia, donde quedo a disposición del juez calificador y tras las rejas el resto de la madrugada.