¡Se envenena taquero!

Juan Diego ingirió veneno para coyotes, quedó tendido en el cuarto de juegos de su hijo

El cuerpo fue trasladado a una funeraria local.
PUBLICIDAD

Tras una fuerte discusión con su mujer, un taquero decidió suicidarse, ingiriendo un tipo de veneno para coyotes, muriendo ante la mirada de su pareja y policías municipales que acudieron ante el reporte de violencia familiar luego que la mujer pidiera el apoyo después de que la encerró con su pequeño hijo en una de las habitaciones del domicilio ubicado en la colonia Leandro Valle.

Presuntamente, Juan Diego ingirió veneno para coyotes tras discutir con su mujer.

Los hechos ocurrieron al filo de las 09:00 horas cuando los oficiales fueron requeridos en la vivienda localizada en la calle Álvaro Obregón de la colonia Leandro Valle, por la madre de la afectada, quien le pidió auxilio asegurando que estaba encerrada en una habitación tras discutir con su esposo, quien según su mujer, había estado internado en el Centro Estatal de Salud Mental.
En el domicilio, los uniformados encontraron a la joven pidiendo auxilio desesperadamente pues aseguraba que su marido estaba perdiendo el conocimiento luego de haber tomado un brebaje.

Rápidamente los uniformados solicitaron una ambulancia siendo los paramédicos de la Cruz Roja quienes arribaron al sitio pero sólo pudieron confirmar que ya no presentaba signos vitales.
Tras revisar la casa, los oficiales encontraron varios frascos de sustancias toxicas siendo uno el que llamó su atención pues decía ser veneno para coyotes, afirmando la mujer, que en repetidas ocasiones al pelear, la amenazó con quitarse la vida con dicha sustancia.

Familiares no podían creer lo sucedido.

El hoy occiso terminó tendido sin vida en el cuarto de juguetes de su pequeño hijo, siendo identificado como Juan Diego Peña Rodríguez, quien contaba con 31 años de edad, de oficio taquero.
Al sitio arribaron familiares, quienes no daban crédito a lo ocurrido mientras que oficiales de la Agencia De Investigación Criminal y personal de Servicios Periciales levantaban las evidencias correspondientes para luego ordenar el levantamiento del cuerpo el cual fue trasladado a una funeraria local.

También lee: Ultimátum de AMLO a Ancira

Trascendió que autoridades se entrevistaron con la esposa del occiso identificada como Angélica Hernández García de 28 años de edad, quien mencionó que desde días atrás ambos mantenían constantes peleas por problemas maritales y que en más de una ocasión la había amenazado con quitarse la vida.
Agregó que la mañana de ayer no fue la excepción pero esta vez, a empujones la metió junto con su hijo a una recamara para poder así cumplir sus amenazas al envenenarse.
Como pudo, la mujer logró abrir la puerta y al salir descubrió a su pareja tomando el veneno y aunque salió corriendo para pedir ayuda, nadie pudo hacer nada para salvarlo.