El cuerpo de don Gregorio fue trasladado a una funeraria local para practicarle la necropsia de ley.

 

Un hombre de la tercera edad murió dentro del consultorio de la farmacia GI, ubicada en la colonia Otilio Montaño la noche de ayer, cuando acudió a checarse de un dolor en el pecho que lo aquejaba desde la mañana.
Fue cerca de las 20:30 horas cuando Gregorio Chávez Palacios, quien contaba con de 74 años de edad y era vecino de la calle Valle Azul número 1515,de la colonia Praderas, acudió a la farmacia denominada GI ubicada sobre la calle Villa Olímpica, debido a un fuerte dolor que durante todo el día sintió en el pecho.
Fueron solo minutos los que el septuagenario permaneció dentro del consultorio pero cuando se le quiso brindar la atención medica ya era demasiado tarde pues don Gregorio se desvanecido, terminando con su vida un infarto fulminante.
Una prepotente mujer, que dijo ser la propietaria del negocio insultó a los medios de comunicación al ver que se le tomaban fotos y en todo momento se opuso a que saliera a luz pública la negligencia con la que se procedió hacia el hombre de la tercera edad, que lamentablemente perdió la vida.
Elementos de la Agencia de Investigación Criminal tomaron conocimiento del deceso y ordenaron el levantamiento y traslado del cuerpo a una funeraria local para que se le practicara la necropsia de ley por parte del médico legista y así determinar con más precisión las causas de la muerte.