El herido es trasladado al Hospital General, pero cuando abrieron la puerta de la ambulancia, se bajó corriendo y huyó al parque ya citado.

Un adolecente que en estado de ebriedad se hirió con un cuchillo en su domicilio, fue atendido por  paramédicos de la Cruz Roja, cuando lo trasladaban al hospital se bajó de la ambulancia y huyó rumbo al parque Braulio Fernández Aguirre.

Este adolecente fue identificado como Miguel Ángel Flores Hernández, de 17 años con domicilio en la calle Don Tomás de Aquino 626 del fraccionamiento Acoros.

Fue a las 11:00 de la noche del lunes cuando en estado de ebriedad este tipo salió de pleito con sus vecinos.

Decidiendo tomar un cuchillo para agredirlos pero sus familiares no se lo permitieron, durante el forcejeo, el rijoso se hirió en su mano derecha, por lo que solicitaron el apoyo de la Cruz Roja.