Será un duelazo

PUBLICIDAD

Dak Prescott está asombrando como novato en Dallas. Ben Roethlisberger hizo algo semejante en Pittsburgh hace 12 años

El quarterback de los Vaqueros tendrá la oportunidad de estirar una racha de siete victorias consecutivas el domingo, frente al «Big Ben». Será el segundo duelo consecutivo de Dallas como visitante ante un equipo de la División Norte de la Conferencia Americana, luego de aplastar a los patéticos Cafés de Cleveland, que no han ganado.
Hace una semana, los Vaqueros (7-1) trataban de hacer a un lado las emociones que les provocó una victoria dramática sobre Filadelfia, su adversario en el Este de la Conferencia Nacional, a fin de concentrarse en el partido ante los Cafés, a sabiendas de que el siguiente rival sería Pittsburgh.
Luego de imponerse por 35-10, Dallas se prepara para chocar ante su contrincante tradicional del Super Bowl, que está dando tumbos. Los Acereros (4-4) han sufrido tres derrotas consecutivas.
«Uno simplemente trata de volver a lo que hace cada semana», dijo el entrenador de los Vaqueros, Jason Garrett.
Roethlisberger ganó los 13 duelos de temporada regular que jugó de inicio en 2004. Guio a los Acereros a una foja de 15-1 antes de caer ante Nueva Inglaterra en la final de la Americana. Prescott es el primer quarterback novato en la era del Super Bowl que ha ganado siete de sus primeros ocho partidos de su campaña de debut. La racha de Roethlisberger hace 12 años comenzó en la semana 3.