El nuevo número del sistema de Emergencias 911, que fue establecido a nivel nacional sigue sin funcionar, así lo declaró el presidente municipal Gerardo García y se constató con la contingencia de incendio en la casa de la exregidora Patricia Páez, donde familiares y vecinos intentaron pedir ayuda por esta línea y no recibieron respuesta.El nuevo número del sistema de Emergencias 911, que fue establecido a nivel nacional sigue sin funcionar, así lo declaró el presidente municipal Gerardo García y se constató con la contingencia de incendio en la casa de la exregidora Patricia Páez, donde familiares y vecinos intentaron pedir ayuda por esta línea y no recibieron respuesta.Ante esta situación, el Edil exhortó a la ciudadanía a que haga sus denuncias a los números de Seguridad Pública que es el 113, o bien su número de celular personal 8666-30-11-25, “Ha servido de mucho que yo siempre dé mi número personal para cualquier queja o denuncia, a mí fue al que le avisaron después de que no le contestaron a la familia Páez en el 911,  y yo di aviso a Bomberos”.

Destacó que se han mantenido fallas en la línea 911, ya que es un sistema nacional que ha necesitado de muchos ajustes, pero aclaró que eso no puede frenar a los ciudadanos para pedir ayuda a las diferentes corporaciones.
“Sin duda alguna lo que sucedió en la casa de los Páez es un evento demasiado desafortunado, poco se podía hacer con premura, pero sí se evitó que se acrecentaran las pérdidas materiales, la señora Patricia y su hijo que actualmente colabora como director del departamento de Forestación, están en el hospital con quemaduras de primero y segundo grado, esperemos que su salud evolucione para bien”.
Indicó que situaciones como esta, aunque son lamentables, deben de servir para que la gente tome conciencia y aplique medidas de seguridad en sus hogares, sobre todo con la manipulación de gas LP, “estuve mucho tiempo a cargo de la compañía de gas y conozco del tema y le digo a la gente que no tenga los tanques de gas cerca de otros aparatos que produzcan chispa o que también acumulen gas, como lo es el calentador de agua”.
Agregó, que también se debe alejar los solventes como gasolina o tiner, de los tanques de gas al menos cinco metros de distancia, “según investigaciones que se han hecho, lo que sucedió en casa de la señora Patricia es que el gas tenía una fuga y se fusionó con la chispa del boiler, además tenían un bote con tiner a un lado, todo eso provocó el fuerte incendio”, concluyó.