SAN BUENAVENTURA, COAH.- El presidente de la Asociación Ganadera Local de San Buenaventura, Carlos Mario Villarreal Garza afirmó que no bajan la guardia en el tema de robo de ganado, aún y cuando no se ha disparado gracias al apoyo del Gobierno del Estado y de las corporaciones policíales.

Aseguró que son este tipo de delitos los que flagelan la economía de los productores, además de que resultan bastante perjudiciales ya que los ladrones son personas que conocen de ganado y se llevan lo mejor, siendo en este caso la vaca vientre, cuyo costo del becerro oscila entre los 16 y 18 mil pesos.

“Por fortuna no tenemos ese problema, al contrario las mermas son mínimas y eso es de mucha ayuda, pero aún así estamos a la expectativa y en guardia, porque al presentarse estos delitos se tienen pérdidas que se tardan mucho en reponer”.

En cuanto a la existencia de rastros clandestinos, Villarreal Garza dijo que el problema es aún más grave desde el momento en que estos espacios son de alto riesgo para la salud, al no pasar la carne por normas sanitarias correspondientes, siendo el consumidor quien afronta las consecuencias