Solo Dios decide cuándo y cómo

Pastor de la Primera Iglesia Bautista; Hugo Villarreal Hernández.
PUBLICIDAD

“Dios es quien va a decidir cuándo y cómo va a morir una persona, por eso el suicidio se considera un homicidio, es usurpar el lugar de Dios”, consideró el Pastor de la Primera Iglesia Bautista, Hugo Villarreal Hernández.

Cabe recordar que tan solo en una semana cuatro personas intentaron escapar por la puerta falsa, dos de ellas lo consiguieron y dos más fueron salvadas en el último minuto.

La Biblia menciona cuatro personas específicas que cometieron suicidio: Saúl (1ª Samuel 31:4), Ahitofel (2ª Samuel 17:23), Zimri (1ª Reyes 16:18), y Judas (Mateo 27:5). Ellos fueron hombres crueles, malvados, pecadores. La Biblia ve al suicidio igual que al asesinato, “eso es lo que es, asesinarse a uno mismo”, mencionó.

Al cuestionar si las personas que se suicidan pueden entrar al Reino de Dios, el Pastor manifestó que: “Creer en Cristo Jesús te da el acceso al Reino de Dios”.

Detalló que las personas que tienen pensamientos de terminar con sus propias vidas a través del suicidio, debe experimentar muchas emociones tales como, sentimientos de desesperanza y desesperación.

“Usted puede sentirse como que está en el foso más profundo, y duda que haya un rayo de esperanza, de que eso puede mejorar. A nadie parece, o importarle, o entender de dónde viene usted. Simplemente, la vida no vale vivirla”.

“Tal vez cicatrices de las heridas del pasado, han resultado en un abrumador sentido de rechazo o abandono. Eso puede conducir a pensamientos o caminos de enojo, amargura, deseos de venganza, temores enfermizos, etc., eso ha causado problemas en algunas de sus relaciones más importantes. Sin embargo, el suicidio serviría solamente para traer devastación a los seres queridos a quienes nunca intentó herir; cicatrices emocionales con las que van a tener que tratar el resto de sus vidas”, mencionó

¿Por qué no debería

cometer suicidio?

Amigo, no importa cuán malas estén las cosas en su vida, hay un Dios de amor que le está esperando, para que le permita guiarle a través de su túnel de la desesperación, y conducirlo hacia su luz maravillosa. Él es su esperanza segura. Su nombre es Jesucristo.

Este Jesús, se identifica con usted en su tiempo de rechazo y humillación. El profeta Isaías, escribió de Él. “Despreciado y rechazado por los hombres, varón de dolores, hecho para el sufrimiento. Todos evitaban mirarlo; fue despreciado, y no lo estimamos”.

¿Aceptaría al Señor como su Salvador y Pastor? Él va a guiar sus pensamientos y pasos, un día a la vez, a través de Su Palabra, la Biblia. “Te haré entender, y te enseñaré el camino en que debes andar; sobre ti fijaré mis ojos” (Salmos 32:8). “Y reinarán en tus tiempos la sabiduría y la ciencia, y abundancia de salvación; el temor de Jehová será su tesoro” (Isaías 33:6). En Cristo todavía va a tener luchas, pero ahora va a tener esperanza.

Exhortó a las personas que pasan por un momento de desilusión o desesperanza para que se acerquen a Cristo Jesús, con Él encontrarán la respuestas a sus dudas y podrán salir del túnel oscuro en el que se encuentran.