El ebrio sexagenario fue remitido a la cárcel municipal por negarse a pagar la tarifa del taxi.

En una celda preventiva terminó un ebrio sexagenario que se negó a pagar el traslado de un taxi que lo llevó a su casa.

El taxista entregó a su pasajero a la Policía Municipal.

El inculpado se identificó ante el Juez Calificador en turno con el nombre de Mario Moreno Higa de 60 años de edad, quien fingió no acordarse de la dirección de su domicilio.
Los hechos ocurrieron a al filo de la medianoche cuando un taxista de la línea Radio Taxi llegó hasta las instalaciones de la Comandancia Municipal para entregar a su pasajero, pues no quiso pagarle el viaje
El trabajador del volante indicó a los elementos preventivos que el tipo le hizo la parada en la Zona Centro y solicitó sus servicios pidiéndole que lo llevara hasta su casa pero al cóbrale se negó a pagarle.
Por tal motivo se procedió con la detención de Mario Moreno Higa por no pagar la cantidad de 45 pesos al taxista, quedando a disposición del Juez Calificador en turno quien le giró un arresto de 12 horas.