Cerro del mercado

PUBLICIDAD

Lamentable que el evento más importante de San Buenaventura quede en manos de uno de los sindicatos mineros más fuertes de la Nación, la Sección 147.

Aunque lo quieran negar, el Cabildo que preside la alcaldesa Gladys Ayala Flores amarró su compromiso con esta parte de la sociedad, nos referimos al sindicato minero al designar a Guadalupe Rodríguez como presidenta del Comité de la Feria del Santo Patrono edición 2018.

Quizá muchos no lo sepan pero esta mujer es cuñada de Ismael Leija, dirigente del sindicato minero 147 que como dijimos es uno de los más importantes del país y a lo mejor con esta designación la Edil pretende asegurar el voto para el próximo proceso electoral.

Está bien que todo se valga pero hace un año justo en el mes de julio cuando se llevó a cabo la coronación fueron los del sindicato quienes estuvieron a punto de armar la camorra cuando el dueto Río Roma intentó bajar a la reina y embajadoras.

A estas últimas si las bajaron pero a la reina no, Anahi Leija se quedó arriba al sentenciar su padre, el líder del sindicato antes mencionado que a él le había costado un millón de pesos sentar a su hija en el trono, vaya usted a saber pero el caso es que solo ella se quedó para berrinche de Río Roma que tuvo que hacer su presentación contra su voluntad.

Al parecer el compromiso que tiene el Municipio con la familia Leija es fuerte y aunque de manera disimulada pero serán ellos los del sindicato quienes estarán detrás de todos los movimientos que se lleven a cabo para los festejos que ya están a la vuelta de la esquina.

Fue mucho el desconcierto que causó el nombramiento de Guadalupe Rodríguez, claro que la intención inicial de las autoridades municipales era poner a su esposo, hermano de Ismael, pero no se pudo porque al parecer este labora en Sabinas y le hubiera resultado un poco difícil hacerlo pero igual el puesto quedó en familia.

Hace un año estuvo a punto de desatarse un conato de violencia a manos de los dirigentes mineros que se dieron cita en lugares preferentes para ver la tradicional coronación, a Dios Gracias el asunto no pasó a mayores pero ahora quien sabe.

Ojalá y las buenas intenciones de la Edil sambonense lleven a buen puerto uno de los eventos más representativos del pueblo a nivel nacional como es la feria del Santo Patrono de San Buenaventura.

Porque las inconformidades ya comenzaron y como dicen en mi rancho lo que mal empieza mal acaba.

Pasando a otro tema igual de preocupante, pues ahí tienen que los campesinos usuarios de la Saca Salada ubicados en el ejido La Cruz y el Ocho de Enero en Frontera, se quejaron amargamente de que de un tiempo a la fecha no les llega suficiente liquido y que por eso no alcanzan a regar todas las plantaciones.

La queja llegó hasta el gobernador del Estado Miguel Ángel Riquelme Solís quien se comprometió a investigar lo que está pasando.

Quienes son observadores y han estado al tanto de los movimientos que se llevan a cabo en la Salada saben que la baja en metros por segundo se debe a que allá en Congregación Santa Gertrudis personas irresponsables realizan excavaciones justo a los costados del venero de la Salada, desviando el agua y todo porque andan buscando tesoros que dicen están escondidos en los lechos de los ríos y arroyos.

Será el sereno pero el caso es que los irresponsables encabezados por la Ministra Dora Campos ya emprendieron una campaña de hacer pozos que a los pobres trabajadores que tiene a su cargo les dicen los topos.

Ellos son los que están haciendo lo que se les pega la gana a los costados de la Salada, los pozos se inundan y esa es agua que debe llegar no solo al ejido la Cruz y el Ocho sino hasta la comunidad San Francisco.

Ya es hora de que las autoridades intervengan y hagan a un lado a esta mujer que enarbolando la bandera de ministra hace lo que se le pega la gana en una comunidad donde nadie la quiere.

Hasta Mañana.