Derrochan creatividad Hermanos huastecos

En un puesto improvisado que ellos mismos montaron sobre el libramiento Carlos Salinas de Gortari exhiben exquisitos trabajos

“Es algo nato, algo que me gusta, que traigo en mi sangre, es mi herencia genética que se manifiesta después de varias generaciones”, así lo afirmaron dos hermanos, que trabajan creando artesanías.
En un puesto improvisado que ellos mismos montaron sobre el libramiento Carlos Salinas de Gortari a un costado de la Empresa Takata, los hermanos José Guadalupe Vázquez González y su hermano Julián Vázquez dan rienda suelta a su creatividad.
De origen huasteco, José Guadalupe de 53 años y Julián de 43 años, se han dedicado desde la juventud a crear artesanías en madera, piel y huesos de animales.
José Guadalupe comentó que a la edad de 17 años empezó a trabajar, creando artesanías, talento que afirmó lo heredó de su padre, pues desde muy niño lo veía trabajando la madera y creando diferentes artesanías.
Su hermano Julián Vázquez, también encontró el gusto por trabajar la madera y afirmó el talento nato es herencia de su abuelo también de nombre Julián de origen huasteco originario de la sierra del estado de San Luis Potosí.
“Creamos pectorales, penachos, perchero, collares y todo lo que se pueda crear en base a la madera”, comentó Julián, además agregó que es algo que ha venido haciendo desde su juventud, a la edad de 14 años.
Tallando la madera con un instrumento de metal, Julián nos comenta que su meta no es ganar dinero y tener fortuna, más bien es la inmensa satisfacción que reciben por parte de las personas que ls compran sus artesanías, al quedar maravillados y constatar por ellos mismos que todo es hecho a mano.
“Me han dado regalos de diferentes cosas, he recibido más dinero del que he pedido por mi trabajo, pero lo más bonito es ver que la gente se va maravillada y gustosa por la artesanía que yo y mi hermano, con nuestras manos creamos”, así lo afirmó Julián, sonriendo
Los hermanos Vázquez González hace unas semanas se apostaron en una camioneta tipo Van, en ella montaron un toldo para cubrirse el sol, y comenzaron a trabajar sobre el libramiento Carlos Salinas de Gortari, a un costado de la empresa Takata, además colocaron una lona en donde se anuncia que se realizan artesanías indígenas.
Desde muy temprano llegan y hasta que el sol se mete se retiran, durante el día comienzan a trabajar la madera creando un sinfín de cosas, la mayoría de ellas son pedidos con anticipación de gente que pasa por el lugar y se detienen a observar las artesanías.
“Muchos de nuestros clientes son de la Unión Americana”, precisaron los artesanos, “pues es gente que va de paso y llegan a comprar algo de lo que ya tenemos terminado o nos encargan algún pedido”, finalizaron.

Don José Guadalupe

PUBLICIDAD

Comentó que a la edad de 17 años empezó a trabajar creando artesanías, talento que afirmó lo heredó de su padre, pues desde muy niño lo veía trabajando la madera y creando diferentes artesanías.

Don Julián Vázquez

También encontró el gusto por trabajar la madera y afirmó el talento nato es herencia de su abuelo también de nombre Julián de origen huasteco, originario de la sierra del estado de San Luis Potosí.