Niegan negligencia

El hospital regional no contaba con un registro de control prenatal de la madre del menor.
PUBLICIDAD

NUEVA ROSITA, COAH.- EL Director del Hospital Regional Juan Arturo Montemayor Menchaca, lamenta la muerte del recién nacido que a pesar de hacer todo lo humanamente posible no pudieron reanimarlo en la sala de expulsión.

El director del hospital Juan Arturo Montemayor Menchaca, señala que no hubo negligencia médica.

El hospital no cuenta con un registro de control prenatal, de la paciente solamente en su expediente clínico aparecen dos notas del médico que la recibió en la sala de urgencias al momento de ingresar en el hospital.

Al momento del ingreso, tanto la madre como él bebe se encontraban en perfectas condiciones de salud, al cabo de cuatro horas inició con el trabajo de parto y entró a la sala de expulsión.

Aun en ese momento, las condiciones de salud de ambos estaban bien, pero al momento del descenso del bebe hacia el canal del parto, el cordón se apretó en el cuello, ocasionando que él bebe se asfixiara.

El médico que asistió el parto trató de reanimarlo, lamentablemente el recién nacido ya había fallecido, aseguró el director que esto fue lo que realmente sucedió.