Sam Bradford abrió su segunda campaña en Minnesota con una buena actuación y los Vikings derrotaron 29-19 a los Saints, para estropear el debut de su exastro Adrian Peterson con Nueva Orleans

Sam Bradford abrió su segunda campaña en Minnesota con una buena actuación y los Vikings derrotaron el lunes 29-19 a los Saints, para estropear el debut de su ex astro Adrian Peterson con Nueva Orleans.
Bradford lanzó para 346 yardas y tres anotaciones.
Stefon Diggs logró siete recepciones para 93 yardas y dos touchdowns, en tanto que Adam Thielen acumuló 157 yardas con nueve atrapadas, para que Bradford le hiciera daño a una defensiva que volvió a lucir entre las peores de la liga pese a una reconstrucción.
El novato Dalvin Cook corrió para 127 yardas, ocupando el puesto que tenía Peterson. Una vez que los Saints se fueron rezagando, perdió relevancia la pregunta de si Peterson lograría lucirse ante su equipo anterior.
También Drew Brees tuvo una actuación discreta con 291 yardas, fruto de 27 pases completos en 37 envíos.

Pide NFL reactivar suspensión a Elliott

La NFL actuó rápidamente con la intención de revertir el fallo de un juez federal que frenó la suspensión de seis partidos impuesta por la Liga sobre el corredor de los Cowboys, Ezekiel Elliott, en un caso de violencia doméstica en Ohio. El lunes, la NFL pidió al juez que emitió la decisión a favor de Elliott que detenga el interdicto preliminar que permite jugar al líder del año pasado en acarreos de la Liga mientras el caso se encuentra en la corte. Una notificación de apelación también fue presentada ante la Corte Federal de Apelaciones del Quinto Circuito en Nueva Orleans.