Contactanos

Coahuila

¿Ángeles o Socorristas?

Gracias a su intervención oportuna Daniela Aylín vino al mundo.

Teresa Muñoz
Por Teresa Muñoz - 20 octubre, 2021 - 09:01 p.m.
¿Ángeles o Socorristas?
El Don de ser madre a los 16 años de edad, plática con Karime Valdez.

MELCHOR MÚZQUIZ, COAH.- Minutos de angustia y pánico vivió Karime al momento de dar a luz al estar en un hospital y no haber quien la atendiera, pero afortunadamente socorristas de la Cruz Roja le brindaron el auxilio y logró su alumbramiento sin problemas.

¡La bendición de ser madre!...La maternidad puede considerarse como el resultado propio de la naturaleza y las funciones biológicas de la mujer, sin embargo, también se considera un Don divino, Don que Dios le dio a Karime Valdés Daniel para traer al mundo el pasado 15 de octubre a su pequeña hija quien llevará por nombre Daniela Aylín.

Al conceder una entrevista a LA VOZ, en el hogar de su madre Alejandra Valdéz, la adolescente de 16 años de edad agradeció primeramente a los paramédicos de la Benemérita Cruz Roja Mexicana de Múzquiz el apoyo brindado pues la asistieron en todo momento en la labor de parto tras encontrarse en espera de un ginecólogo en un consultorio del Hospital General "Hugo Héctor Martínez González".

Un poco nerviosa Karime, recordó los momentos de angustia que vivió horas antes de dar a luz, "fue algo difícil, comenzaron las contracciones cerca de las 06:00 horas, mi madre llamó a la Cruz Roja y nos trasladaron al nosocomio de Palaú", dijo.

Agrega que no estaba programada para aliviarse el pasado viernes, ella se encontraba en su hogar cuando se le presentó la ruptura de fuente ante lo cual de inmediato la trasladaron al hospital.

Acompañada de su madre Alejandra Valdez, Karime llegó al nosocomio, ya se encontraba en trabajo de parto y a pesar de ello personal de la clínica la llevó a un consultorio en espera de que llegara el ginecólogo, pues su hora de entrada era a las 08:30 horas.

La adolecente madre primeriza, en ese momento fue socorrida por los paramédicos de Cruz Roja quienes la atendieron valientemente para que diera a luz.

Durante la labor de parto, se registró el nacimiento de una niña pesando 3 kilos 500 gramos, lo cual le deja a la joven una gran experiencia de vida pues tras ver a su hija, los momentos difíciles y la angustia desaparecieron, convirtiéndose en una gran bendición para ella y los suyos.

"Me emocioné, sentí mucha felicidad y más porque mi hija se encontraba bien; durante los 9 meses de gestación me cuidé y atendí medicamente siguiendo las instrucciones de los médicos", expresó la jovencita.

La pequeña Daniela crecerá en un entorno lleno de amor, ternura, el sentimiento de su madre, la protección y cuidado de sus padres y su abuelos.

Las mamas siempre dan la vida por sus hijos y es impresionante todo aquello que hacen, porque sacan fuerza de donde no la hay para ser fuertes ante cualquier adversidad y situación difícil tal como ocurrió con Karime la cual expresa que a pesar de haber tenido un parto entre angustia, se sintió apoyada y protegida en todo momento por su madre y su tía Silvia paramédico de Cruz Roja.

"Si no hubiese sido por ellas, por el personal de la Benemérita no se que hubiera pasado", señala la mujer.

Acompañada de su pequeña hija, de su esposo Daniel y de su madre Alejandra, la adolecente señala que ser madre es un Don maravilloso e inigualable cargado de cambios, responsabilidades y amor incondicional.

Agregó que ahora su preocupación son las vacunas que requiere para su hija pues únicamente le realizaron el tamiz a la bebé toda vez que las dosis que requería no se las aplicaron.

"Nos dijeron que no había vacunas que acudiéramos al Centro de Salud de esta localidad "Juan Galán Jr, aquí el personal nos dio a conocer que debido a que los refrigeradores están descompuestos, no tienen el biológico y al acudir al IMSS nos informaron que solo tenían dos dosis y que las aplican por cita, situación que mantiene en constante preocupación a la familia de la recién nacida.

EL MILAGRO DE CREAR VIDA

Solo al ser madre es posible comprender la realización que una mujer siente cuando concibe a sus hijos. La realización que alcanza cuando experimenta el maravilloso Don de ser madre no tiene comparación con nada, porque nada puede igualar la sensación que vive un alma cuando da vida.

Y ese es justamente el punto insuperable, pues la vida es el acontecimiento más prodigioso que la naturaleza ha creado. Y a la mujer le ha sido otorgado el gran Don de hacerlo posible y de ser testigo y al mismo tiempo coprotagonista del milagro que se gesta dentro de su vientre.

Dentro de esa mujer que empieza a convertirse en madre hay una célula fecundada que a su vez guarda el misterio de la vida, uno que se hará presente entre los demás en nueve meses.

Esos 270 días constituyen un hito para la pareja que ha concebido y la madre que guarda al bebé en su seno siente en carne propia cada cambio, cada avance, cada angustia, cada alegría, cada atisbo de vida

De esa madre surgirá un ser inteligente y hermoso, con conciencia y capacidad para crear y transformar el mundo y quien lo parió lo sabe porque su hijo o hija, sin duda, le ha cambiado el mundo.

  • ¿Ángeles o Socorristas?

    Karime agradeció el apoyo de los paramédicos de la Cruz Roja.

  • ¿Ángeles o Socorristas?

    Vivió momentos difíciles durante el trabajo de parto.

  • ¿Ángeles o Socorristas?

    El Don de ser madre a los 16 años de edad, plática con Karime Valdez.

  • ¿Ángeles o Socorristas?
  • ¿Ángeles o Socorristas?
  • ¿Ángeles o Socorristas?

Artículo Relacionados