Contactanos

Opinión

FUERA DE CONTRATO

Señala que los trabajadores tienen la recomendación de no bajar la guardia, ni en el interior de la empresa ni en el hogar

El Eventual
Por El Eventual - 16 agosto, 2021
FUERA DE CONTRATO

La semana que hoy arranca será un poco tranquila en el tema sindical, pero se mantiene la instrucción de mantener los protocolos sanitarios como dice el Secretario General de la 147 Gerard Mireles Castillo, no hay de otra la nueva ola de COVID-19 está muy pesada y sigue cobrando  vidas.

Señala que los trabajadores  tienen la recomendación de no bajar la guardia, ni en el interior de la empresa ni en el hogar, también en la calle se tiene que actuar con todas las medidas sanitarias que ordenan autoridades,  esto no se acaba y no hay para cuando, las condiciones sanitarias siguen tensas.

"Todos tenemos que entender que la nueva normalidad obliga a seguir con el auto cuidado es lamentable conocer que siguen los contagios, incluso todos los días hay decesos,  entiendo a los compañeros que quieren regresar a la vida sindical normal pero la verdad no se puede" destaca.

Por ello  indica que cuando acudan al recinto sindical que lo hagan con el cubre bocas y apliquen la sana distancia, hacer el movimiento y retirarse no son tiempos de quedarse en el recinto sindical a platicar como siempre se acostumbró, la nueva normalidad obliga a no bajar a guardia.

Poro otro lado ayer recibí una llamada para informarme que el señor Gustavo Sifuentes Garza,  falleció, y me vino a la mente parte de su historia empresarial como director general de la empresa Torres Mexicanas, su lucha por terminar aquella huelga que estalló la CTM de Monclova.

Muchas vivencias, desde el año 2000 tuve la fortuna  de conocer a don Gustavo, un hombre que mantuvo la empresa en los primeros lugares a nivel nacional en fabricación de Torres, una persona que siempre ayudó a la raza que laboraba en esa empresa, lamentable su muerte por ser  una excelente persona.

El año pasado perdió a su esposa y una  hija, la misa de cenizas se celebró ayer en el Santuario de Guadalupe, a sus descendientes mis condolencias, les queda la satisfacción de que tuvieron a un padre ejemplar, un padre en toda la extensión de la palabra, descanse en paz do Gustavo Sifuentes.

Y como esto tiene que continuar, hoy como todo los lunes el fiscalista Cesar Villarreal Ramos, comparte esta reflexión, muy acertada hay hijos que actúan asó como que no tienen padres o se les hace muy pesado platicar y pasar unas horas con ellos, ojala le sirva para enderezar el camino.

Había  una vez dos amigas que se encontraban tomando un café y una le comenta en tono de queja a la otra: "Mi mamá me llama mucho por teléfono para pedirme que vaya a platicar con ella, o para pedirme que la lleve a tal lugar, o que vaya a comer a su casa. Yo voy poco y en ocasiones siento que me molesta su forma de ser y de pedirme las cosas. Ya sabes como son los viejos: cuentan las mismas cosas una y otra vez.

Además, nunca me faltan compromisos: que el trabajo, que mis hijos, que los amigos..."

—"Yo en cambio —le dijo su compañera— platico mucho con mi mamá. Cada vez que estoy triste, voy con ella; cuando me siento sola, cuando tengo un problema y necesito fortaleza, acudo a ella y me siento mejor." "Caramba —se apenó la otra—, eres mejor que yo."

"No lo creas, soy igual que tú, respondió la amiga con tristeza, visito a mi mamá en el cementerio." 

Los viejos no son una lata, ellos nos necesitan. La primera cuestión que necesitan de nosotros es nuestro perdón. Ningún padre es perfecto y sin duda alguna sus padres cometieron muchos errores y es por eso que necesita perdonarlos. De nada sirve guardar resentimientos y amarguras. Si por alguna razón está resentido con sus padres, hoy es el día perfecto para perdonarlos.

La segunda cuestión que necesitan es su comprensión, entender que ellos hicieron lo mejor que pudieron con el conocimiento y recursos que tenían. Ellos necesitan escuchar de ustedes que a pesar de todo si hicieron cosas buenas al criarlo. Ellos  también necesitan de su apoyo

Cuando nuestros padres llegan a la tercera edad necesitan mucho de nuestro apoyo, apóyenlos con su tiempo, con su atención, si prisas ni apuros, invítenlos a sus casas a comer, de vez en cuando deles dinero, saben es frustrante necesitar dinero y no poder ganarlo  intelectual o físicamente

De manera que si aún tiene a sus padres con vida, Porque no los llama ahora mismo, porque no los visita y les dice cuanto los quiere?, pasen tiempo platicando con ellos, invítelos a su casa y disfrute de su compañía, quizá sus viejos ya no pueden conducir y necesitan los lleve al médico o al supermercado, ayúdenlos involúcrese  más en sus vidas.

Háganlo antes de que sea demasiado tarde y recuerden "nuestros viejos necesitan poco, pero ese poco lo necesitan y mucho. Recuerden que es un honor tener a sus padres vivos y poder compartir con ellos, darles cariño, escucharlos y sobre todo  brindarles nuestro perdón y todo nuestro amor.

Bonito mensaje verdad

Dios nos Bendiga

Nos leemos mañana

Artículo Relacionados