Estados Unidos.- El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, negó versiones de que su administración esté sumida en el desorden, y desmintió las versiones de un “caos” en la conformación de su gabinete.
“Esta administración funciona como una máquina aceitada”, dijo, y afirmó que lo consiguió a pesar de las dificultades que han tenido algunos de sus candidatos para el gabinete para ser confirmados por el Senado.
En cambio, se quejó de que “heredó un desorden” tanto en el país como en el exterior de manos de su predecesor, Barack Obama.
En conferencia de prensa en la Casa Blanca, Trump también atacó a los medios al calificarlos de deshonestos y afirmó que brindan un mal servicio al país.
También admitió que algunas de las acciones tomadas durante sus primeros días de Gobierno son impopulares, pero consideró que eran necesarias para la seguridad.