Contactanos

Nación

"No se pueden usar el FMI para pagar deuda"; Banxico corrige a AMLO

El subgobernador del Banco de México, Gerardo Esquivel, corrigió al presidente Andrés Manuel López Obrador y le aclaró que no se podrá concretar su propuesta sobre utilizar una partida aprobada recientemente por el Fondo Monetario Internacional (FM) para el pago de deuda

Agencia
Por Agencia - 12 agosto, 2021
"No se pueden usar el FMI para pagar deuda"; Banxico corrige a AMLO

El subgobernador del Banco de México, Gerardo Esquivel, corrigió al presidente Andrés Manuel López Obrador y le aclaró que no se podrá concretar su propuesta de ayer sobre utilizar una partida aprobada recientemente por el Fondo Monetario Internacional (FM) para el pago de deuda.

A través de su cuenta de Twitter informó: "Los derechos especiales de giro (DEGs) no son una moneda, son un activo de reserva internacional. En México, por mandato de ley, los activos de reserva internacional no se pueden usar para pagar deuda."

Lo anterior en el contexto del que el pasado lunes, el Fondo Monetario Internacional (FMI) aprobó una asignación general de derechos especiales de giro (DEG) que equivale a 650 mil millones de dólares, a fin de que esto, ayude a los países a aminorar la crisis económica derivada de la pandemia por COVID-19.

Durante la conferencia matutina en Palacio Nacional, López Obrador dijo que los recursos que entregará el FMI serán usados para pagar la deuda por anticipado.

Van a otorgar créditos a tasas bajas por 650 mil millones de dólares. En el caso de México, le corresponden alrededor de 12 mil millones de dólares, este es un recurso que va al Banco de México para las reservas. Nosotros podríamos utilizar ese recurso para que no esté solo en reservas, porque han crecido mucho ya las reservas, además les pagan muy poco de rendimiento. Entonces, tienen mucho dinero y reciben muy poco de rendimiento, nosotros podríamos utilizar esos recursos para pagar deuda por anticipado

Aclaró que a México le importa que la deuda no aumente, ya que "aumentar la deuda es aumentar el servicio de la deuda" y agregó que sería como hipotecar el futuro de las nuevas generaciones, por lo que no está de acuerdo en que la deuda pública sea un tipo de herencia que se pase de generación en generación.

El mandatario mexicano agregó que su gobierno no tiene pleito alguno con el FMI, sin embargo, no está de acuerdo con sus recomendaciones.

Nosotros somos muy respetuosos de los organismos financieros internacionales, como el Fondo Monetario Internacional, pero ya no son ellos los que dictan la agenda del Gobierno de México.

Recalcó que las reformas estructurales se aplicaron en México por recomendación del FMI y de otros organismos del extranjero, lo que llevó a la ruina a los países en donde se aplicaron, lo cual calificó como "un rotundo fracaso" y le pareció increíble que aún existan países que sigan haciendo caso a estas recomendaciones.

Y concluyó con que en México no se sigue esa política, ya que actualmente se está ayudando a las personas de abajo hacia arriba para reactivar la economía y fortalecer el consumo, ya que de esta forma, se asegura que la mayoría de la gente tenga para lo básico y en consecuencia, se ayuda a la industria y al comercio.

"Pronto caímos y ya estamos por salir. Hemos avanzado mucho. Tenemos estabilidad en la moneda y no nos hemos endeudado más allá de lo que autoriza el Congreso (...) Hoy está la deuda en 49% del PIB (Producto Interno Bruto)", subrayó.

En ese sentido, el Jefe del Ejecutivo comentó que su propósito es que, durante su gobierno, en términos reales, la deuda se incremente menos en lo cuantitativo, a comparación de los gobiernos de Felipe Calderón y Enrique Peña Nieto; el plan apunta a mantener la deuda menor del 8% del PIB a pesar de la pandemia del COVID-19.

Artículo Relacionados